Sobre el lío de instagram y la venta de nuestras fotos

Ya sabemos como es internet, una noticia falsa que corre como la pólvora entre gente muy popular por la red, puede convertirse en cierta entre todos sus lectores. Y más, cuando gente con buena reputación por la red, se dedica a publicar y compartir diferentes artículos que constatan esa noticia como verdadera.

Esa noticia que corrió a la velocidad de la luz, fue la supuesta nueva condición de servicios de Instagram, en la cual supuestamente se decía que podían vender nuestras fotos subidas a su servicio para usarse en anuncios.

La reacción fue inminente, miles de personas (¿Cientos de miles?), clamando al cielo y quejándose de las supuestas condiciones de servicio de Instagram (parece ser, que sin habérselas leído). Algo lógico hoy en día, cuando en diferentes páginas y blogs de la red, te lo suelen contar con otras palabras, de forma más clara y sencilla. A veces los términos en las cláusulas parece que están escritos para que sólo los entiendan los propios del gremio y no a quienes van dirigidos. Ese creo que suele ser uno de los principales problemas. Y seamos sinceros, nunca o casi nunca nos leemos esas condiciones. Y si aparece algún botón de aceptar, lo pinchamos sin pensarlo un segundo.

Si juntamos esos “pequeños” detalles y seguramente otros tantos, se puede montar un follón de escándalo como el ocurrido.

Después de este ajetreo, Instagram revisó el lenguaje usado y reescribieron parte. En su blog hablan sobre ello y en este apartado creo que lo dejan bastante claro:

Instead it was interpreted by many that we were going to sell your photos to others without any compensation. This is not true and it is our mistake that this language is confusing. To be clear: it is not our intention to sell your photos. We are working on updated language in the terms to make sure this is clear.

The language we proposed also raised question about whether your photos can be part of an advertisement. We do not have plans for anything like this and because of that we’re going to remove the language that raised the question. Our main goal is to avoid things like advertising banners you see in other apps that would hurt the Instagram user experience. Instead, we want to create meaningful ways to help you discover new and interesting accounts and content while building a self-sustaining business at the same time.

En resumidas cuentas, que en ningún momento tenían pensado vender nuestras fotos a terceros para sus anuncios. Sino que su objetivo es conseguir introducir un tipo de anuncio adecuado a los usuarios de la aplicación. Pues como es lógico y como indican en el artículo completo, Instagram es un negocio y hay que sacar beneficios metiendo publicidad.

Yo, sin ser periodista puedo garantizar ahora mismo, según lo que dice Instagram, que no van a vender nuestras fotos a terceros, ni a “segundos” ni a nadie.

Cada vez en la red es más complicado contrastar noticias verdaderas y falsas, nos dejamos llevar por las peores situaciones y no nos paramos a pensar y a leer realmente lo que está pasando. Por diversos motivos, tampoco culpo por ello. A mi me dio bastante pereza leer todo el texto para ver que narices estaba pasando realmente.

¿A quién no le ha pasado alguna vez?

Written by Vicente Alfonso